Masaje Kobido para un efecto lifting natural

By 6.2.17


Muchas mujeres, por las razones que sean, rehúsan someterse a tratamientos intensos en cabina que supongan el uso de compuestos y/o aparatología. Confieso que soy una de ellas. Pero afortunadamente para nosotras hay una alternativa milenaria no invasiva y natural procedente de la Casa Imperial de Japón: el masaje Kobido.

Cuenta la leyenda que esta técnica era empleada por los guerreros samuráis cuando querían aliviar tensiones en el rostro después de las batallas. Este masaje no sólo les ayudaba en el plano físico sino también psicológico porque potenciaba su fuerza interior. Una emperatriz japonesa quedó asombrada por los resultados que producía en el rostro y decidió llevarse esta práctica a la Casa Imperial. Desde entonces, la admiración por sus efectos se ha extendido por todo el mundo.

Pese a que Kobido significa “antiguo camino de la belleza”, se trata de una práctica que sigue más vigente que nunca. Esta técnica combina antiguos conceptos de la medicina tradicional japonesa, estimulaciones basadas en técnicas de percusión, técnicas de masaje de la musculatura profunda, maniobras de amasamiento y la acupresión de puntos Shiatsu (puntos de energía).

Desde The Beauty Concept, centro de belleza especializado en este tipo de tratamientos de cuidado facial, nos explican que, a diferencia de otras técnicas, este masaje se caracteriza sobre todo por la velocidad de las manos y dedos del especialista y de cómo se alternan: velocidades lentas para relajar y drenar, y velocidades rápidas para estimular y conseguir el efecto de lifting. El sistema nervioso se estimula, mejorando la circulación sanguínea y el flujo linfático, reforzando así los músculos.

Pero lo que le ha hecho ganarse un merecido puesto en el mundo de la cosmética es que produce un efecto lifting, resultado de una combinación de movimientos en cara, cuello y cabeza, que muestra sus efectos desde el primer tratamiento.

Beneficios milenarios

En la Casa Imperial de Japón quedaron sorprendidos por los resultados que tenía el Kobido en la salud de la piel facial y en sus facultades para calmar los dolores de cabeza. Sin embargo, con el paso del tiempo se han ido descubriendo otras ventajas que han cautivado a millones de personas en Occidente:

• Produce un efecto lifting gracias a que mejora el tono muscular del rostro.
• Ayuda a eliminar toxinas.
• Acelera la renovación celular.
• Estimula la producción de colágeno y elastina, contribuyendo a reducir el proceso de envejecimiento cutáneo.
• Previene la flacidez.
• Mejora la condición natural de la piel.
• Devuelve al rostro su luminosidad natural.
• Ayuda a liberar el estrés creando una sensación de relación única.

El masaje Kobido es apto para todo tipo de pieles, incluyendo las sensibles y con acné, y sus resultados se comienzan a notar desde la primera sesión. El tratamiento dura aproximadamente una hora y se recomienda una sesión por semana para aprovechar al máximo sus efectos.


Como he comentado anteriormente, uno de los centros especializados en este tipo de técnicas es The Beauty Concept, conocido por ser el oasis de belleza de las celebrities en España. En este post que escribí hace unos meses tienes toda la información de sus centros y de los servicios cinco estrellas que ofrecen sus profesionales, a unos precios realmente competitivos.

* Fotos: A Toile Comunicación.

You Might Also Like

2 Comentarios