Whisking, la nueva moda beauty ¿Te atreves a mezclar?

By 3.5.16


Una nueva moda ha irrumpido en el mundo de la belleza y la cosmética. Se trata del whisking, una técnica con la que puedes convertir tu neceser en todo un laboratorio y mezclar los productos para obtener un mejor resultado.

Para algunos resultará muy novedoso pero en realidad ya muchas lo venimos haciendo desde hace algún tiempo. Os recuerdo que hace unos días publiqué un post en el que explicaba cómo hacer una BB Cream en casa con ampollas faciales y una base de maquillaje. Pues eso es whisking. Aprovechar las ventajas de dos o incluso más productos para crear nuestra propia fórmula.

Whisking es un término anglosajón que significa “batiendo” y que en el mundo de la cosmética se ha utilizado para definir esa práctica en la que unimos dos productos con el objetivo de incrementar su efectividad.

Algunas blogueras y revistas se han encargado de hacer sus propias “recetas” que se han convertido en todo un éxito, como por ejemplo mezclar el sérum con la base de maquillaje; el corrector con el contorno de ojos; o el sérum de pestañas con el bálsamo labial. Estas son las combinaciones más populares, pero la imaginación da para más… por lo menos en mi caso.

Mis whisking

Como mi obsesión tiene que ver con el cuidado del rostro, voy a revelar dos whisking que seguramente te serán de mucha utilidad:

Crema hidratante + aceite facial

Esta es una de mis mezclas favoritas y es ideal para las personas que no les gusta sentir la sensación del aceite en el rostro (parece mentira pero a muchas esto les desagrada). Lo que tienes que hacer es coger un poco de tu crema facial favorita y agregar unas gotas de aceite facial. Lo mezclas con las manos y luego aplicas en el rostro con suaves masajes. De esta manera tu piel disfrutará de los beneficios de ambos productos.

Mis recomendaciones: Crema antiedad Unificante de ROC y el aceite Eternal Sleeping Oil de Skeyndor, ambos para usar de noche. Por la mañana despertarás con la piel más hidratada y con un aspecto muy sano y luminoso.




Crema facial + autobronceador

Este es un truco que apenas voy conociendo pero da unos resultados interesantes. La primera vez que aplicas autobronceador en el rostro puedes conseguir un tono uniforme, el problema viene con la reaplicación para mantener el color. Una experta en belleza me reveló el siguiente truco: mezclar la crema facial con el autobronceador. Lo que tienes que hacer es poner en tu mano la crema y luego añadir el autobronceador. Lo unes todo bien con las palmas de las manos y lo aplicas. Los resultados te encantarán.

Mis recomendaciones: Crema de Día Hydra Bomb SkinActive de Garnier (de la que hablé en un anterior post) y el Gel Autobronceador Hidratante de Nuxe.





Pero mucho cuidado…

Esto del whisking genera fascinación porque despierta la imaginación en nosotras las mujeres pero también tiene sus riesgos. No todas las fórmulas pueden mezclarse tan alegremente, ya que en algunos casos puede provocar una reacción alérgica. Por eso recomiendo siempre utilizar productos de calidad y que ya hayas probado previamente.

Tampoco exageres con las cantidades. Lo recomendable es que uno de los dos productos sea la base principal y otro una especie de complemento. Por ejemplo, en el caso del primer whisking que he explicado, la crema de noche sería la base y el aceite el complemento porque apenas añadirías algunas gotas.

Ahora que ya conoces esta nueva tendencia ¿te atreverías a probarla?

You Might Also Like

1 Comentarios

  1. YO NO MEZCLO PERO ME PONGO LABIAL EN LAS MEJILLAS COMO SI FUESE UN COLORETE HAHAHAHAHAHA

    ResponderEliminar